Tesoros de EnLaListaNegra III: Cuentos de hadas para niños

Y el rey llevó a Juan al jardín de la princesa, donde podía contemplarse un cuadro aterrador. De cada árbol colgaban cuatro hijos de reyes, que habían solicitado la mano de la princesa, pero que no habían sabido dar con la respuesta adecuada a los enigmas que les planteaba. Los pájaros tenían miedo y no se atrevían a acercarse al jardín. El viento hacía crujir los huesos de los muertos, cuyas cabezas aparecían entre las macetas. Podía decirse que aquel horrible jardín era el adecuado a esa princesa (El compañero de viaje).

Cuentos1Si no hubiese leído a Hans Christian Andersen durante la infancia, este blog no existiría. Los dos volúmenes recopilatorios de cuentos que fueran editados entre 1980 y 1981 por Ediciones Gaviota son, pues, uno de mis tesoros personales más preciados, y sus páginas manchadas, vividas, atestiguan repetidos momentos de espanto, emoción y asombro. Destinos crueles y profundidades marinas, brujas y jardines malditos, espejos diabólicos y montañas huecas que conforman la geografía del fantástico tenebroso de la niñez. Mi fantástico tenebroso.

Cuentos2

Atención, vamos a empezar. Cuando hayamos llegado al final de este episodio, sabremos más que ahora; sabremos que todo fue obra de un espíritu malo, uno de los peores, el diablo en persona. Un día estaba de buen humor, porque había construido un espejo con este poder: todo lo bueno y lo bello que en él se reflejaba se encogía hasta casi desaparecer, mientras que lo inútil y feo destacaba y aún se intensificaba. Los paisajes más hermosos aparecían en él como espinacas hervidas, y las personas más virtuosas resultaban repugnantes o se veían en posición invertida, sin tronco y con las caras tan contorsionadas que era imposible reconocerlas (La reina de las nieves).

Algunas notas editoriales y bibliográficas

Andersen, H. C. Cuentos de hadas para niños, volúmenes 1 y 2. Madrid: Ediciones Gaviota; 1980-1981.

    • LAURA
    • 27/07/13

    Jo….que nostalgia….yo tenía el primer volumen y me dio tanta felicidad siendo una cría…creo que aún lo tengo por ahí perdido. Mucha gracias por hacerme recordar!!!!

  1. ¡Gracias a ti por comentar, Laura! Con ese primer volumen de los Cuentos fui consciente por primera vez de lo que significa el sentido de la maravilla y del espanto. Y eso, por suerte, no se olvida nunca.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: